miércoles, 10 de julio de 2013

IMM crea 90 nuevos cargos de dirección

A partir del año próximo la Intendencia tendrá 90 nuevos cargos de conducción, entre gerencias, jefaturas y direcciones. A su vez, habilitará 100 nuevas chapas STX, situación que la enfrenta a la patronal del taxi.

La modificación presupuestal de la Intendencia de Montevideo que regirá a partir del 1° de enero de 2014 incluye la creación de unos 90 cargos de conducción, muchos de ellos en el área Limpieza. Para las regiones Este y Oeste, por ejemplo, se plantea crear dos direcciones, con una remuneración SIR 19 ($ 64.050 por 6 horas de labor y $ 85.400 por 8 horas).
La mayoría de los cargos, a los que se deberá acceder por concurso, son jefaturas con remuneraciones que van del grado SIR 9 (de $ 21.843 por 6 horas a $ 29.125 por 8 horas) al SIR 11 (de $ 26.264 a $ 35.018).
El Sistema Integrado de Remuneraciones (SIR) de la IMM consta de 22 grados. A su vez, están los cargos políticos: el intendente con un sueldo de $ 129.177 más $ 51.671 por gastos de representación; los directores de departamento con salarios de $ 103.342 y los directores de división de $ 82.674.
De todos modos, en la Intendencia de Montevideo hay unas 90 personas que ganan más que Ana Olivera.
Si bien la ley municipal marca que los salarios no pueden superar el 90% de lo que percibe la intendenta, fijándose, un "tope" del 90% (unos $ 109.000), este porcentaje es superado habitualmente por decenas de personas, que acumulan mes a mes en cuentas personales lo que perciben por encima de esa cifra.
Entre los nuevos cargos que se generan a partir de 2014 hay una dirección de Unidad de Mantenimiento de Instalaciones que cobrará el equivalente al grado SIR 15 ($ 40.975 por 6 horas de labor y $ 54.634 por 8 horas) y varios directores para la División Planificación Territorial y Limpieza que cobrarán de acuerdo al grado SIR 19.

Más taxis.

Frente a la presunción de que los taxis debidamente habilitados son menos que los 3.000 y poco que hay registrados en el padrón municipal, el removido director de Movilidad de la Intendencia, Gerardo Urse, anticipó a El País en agosto del año pasado que la comuna no descartaba entregar nuevas chapas, algo que no ocurre desde el año 2001 y a lo que la patronal de taxis se ha opuesto sistemáticamente.
Aunque el propio Urse se desdijo después, la modificación presupuestal de la comuna para 2014 autoriza la creación de 100 nuevos permisos para automóviles con taxímetro.
"La liberación de los citados nuevos permisos se realizará mediante los procedimientos competitivos de subasta u otro similar que establezca la reglamentación que a tales efectos dicten los departamentos de Movilidad y Recursos Financieros. La misma contendrá las condiciones de los nuevos permisos y de los permisarios", señala la documentación a la que accedió El País.

En contra.

El planteo de entregar 100 nuevas chapas de taxis colide con las posturas ya expuestas por la Patronal del Taxi (Cpatu) y por el propio sindicato de trabajadores (Suatt).
Al concurrir hace más de un año a la Junta Departamental, el presidente de la Cpatu, Óscar Dourado, explicó los motivos: "El taxi de Montevideo sufrió en otras épocas el exceso de permisos, y se fue dando una autorregulación, porque no teníamos equilibrio económico. Hoy, a pesar de la prosperidad que tiene nuestro Uruguay -la cual también llegó en parte al gremio del taxi-, no hemos llegado a los 35 viajes por día, por turno, que es lo que debería realizar un taxi para que el trabajador acceda a un mejoramiento del salario. El salario del personal del ómnibus es mucho más alto que el del conductor del taxi. Eso es algo que está muy bien y que compartimos, porque todos queremos vivir mejor, pero en el taxi -en el que trabajamos basados en la producción- hoy no llega a cubrir las necesidades que tiene un hogar de un taxista", dijo el empresario.
"Por lo tanto, entendemos que es conveniente que se mantenga el número de chapas que hoy tenemos, que no haya un crecimiento del número de taxis, a no ser que hubiera un mayor crecimiento económico y demográfico de la ciudad que lo justificara", añadió.
El Sindicato Único y Autónomo de los Trabajadores del Taxi (Suatt) también dio su visión a la Comisión de Movilidad Urbana de la Junta.
"La emisión de chapas para cubrir las vacantes que quedaron tiene que ser en función de un análisis serio desde el punto de vista técnico que indique que hacen falta taxis en Montevideo. (...) A simple vista, faltan taxis en la ciudad, pero es necesario ese análisis", declaró Carlos Silva, portavoz del sindicato.

Plus por tareas adicionales

La modificación presupuestal de la Intendencia de Montevideo, que regirá a partir del 1° de enero de 2014, hace una modificación al digesto municipal otorgándole potestades a la intendenta para asignar a sus funcionarios "tareas y responsabilidades que excedan y difieran a las de su cargo presupuestal".
En este sentido, se aclara que el funcionario designado "tendrá derecho a percibir la diferencia existente ente el sueldo del puesto o cargo asignado y el suyo propio, a partir de los 30 días consecutivos del desempeño de la nueva función". La asignación especial de tareas tendrá un plazo máximo de un año, aunque se aclara que "podrá ser renovada por períodos sucesivos, previa evaluación".
Esta nueva potestad de la intendenta se plantea ante situaciones como "la inexistencia de cargos presupuestales vacantes, ya sea por reorganización de servicios existentes o creación de nuevas unidades u otras circunstancias similares". También para casos en los que "el funcionario no esté en condiciones reglamentarias de concursar para el cargo".

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los comentarios obcenos y mal intencionados seran eliminados. Gracias